La famosa secta Nxivm conectada a una red de trafico de personas para fines sexuales es real, y Allison Mack se declaró culpable de formar parte de este crimen.

La actriz, quien dio vida a Chloe Sullivan en la famosa serie de televisión, Smallville, se declaró culpable de todos los cargos presentados en su contra, entre ellos destacan el crimen organizado y de conspiración con la secta de esclavas sexuales, esto pasó en un tribunal federal en Brooklyn, NY.

En la corte, la actriz admitió ser la reclutadora de mujeres, a quienes les aseguraba que se unian a un grupo femenino de orientacion, lo cual era falso, pues en realidad Allison era una de las ayudantes principales del lider de la secta Nxivm, Keith Raniere.

El año pasado las autoridades revelaron que a cambio de su papel de reclutadora Mack recibia beneficios financieros, entre otros tipos de apoyo .

“Allison Mack reclutó a mujeres para que se uniesen a lo que se presentaba como un grupo femenino de orientación que, en realidad, Keith Raniere creó y dirigía”, afirmó Richard Donoghue, fiscal federal del Distrito Este de Nueva York, en un comunicado el año pasado.

Allison es una de las seis personas que se enfrentan a cargos penales, como parte de la investigación sobre Nxivm, que se vendía como una “comunidad guiada por principios humanitarios que pretendía empoderar a las personas y responder preguntas importantes sobre lo que significa ser humano”.

Los cargos que fueron presentados contra la actriz le podrían otorgar hasta 40 años de prisión.